Psicosis social en las encuestas

El informe mensual de la consultora Zuban Córdoba da cuenta de las inconsistencias de la opinión pública, mareada por el malestar, la impaciencia y el enojo. Una mayoría reclama ajuste del gasto público al mismo tiempo que pide más inversión en obra pública, educación, ciencia y tecnología.

La consultora Zuban Córdoba publicó en las últimas horas una encuesta sobre las percepciones sociales, bajo el título «Una lupa en las contradicciones argentinas», que pone de manifiesto las incoherencias en las opiniones recogidas. «Promedia el 2022 y los últimos meses fueron de ebullición política y social de gran intensidad», dice el informe en su primera oración para luego adentrarse en las mediciones.

Al respecto, señala que el gobierno nacional rompe nuevamente su récord de negatividad, llegando a un 68% de
desaprobación de gestión. «El dato se complementa con la sensación de que el país va en la dirección incorrecta, que ya llega a un alarmante 72%», sopesan los responsables de la investigación, y advierten: «la negatividad, sobre todo del oficialismo, nunca fue tan alta y debería significar una alerta sobre la afectación a la capacidad de generar gobernabilidad».

Para explicar el desvarío en las consideraciones públicas de los programas sociales, apelan al lingüista George Lakoff y sus estudios sobre el funcionamiento de los frames ideológicos o marcos de interpretación de la política en la mente de las personas. «Muchas veces la mente política puede albergar y creer en ideas contradictorias sin que eso
implique poner en crisis la identidad de los sujetos», postulan.

Así, un 70% cree que el próximo gobierno debería ajustar el gasto público, mientras que un 60% cree que se debería
aumentar la inversión en obra pública y un 89% afirma que debería aumentar también el gasto en educación. La incoherencia, al parecer, no se mide.

Según este trabajo, «los argentinos parecen creer, en general, que el país debería encaminarse hacia un proceso de ajuste fiscal, pero al tener que elegir sobre el gasto en áreas específicas ese consenso parece hacerse minoritario y el 63% considera que el gasto en planes sociales parece ser el único en el que hay que aplicar ajustes». Ante la consulta de este portal, Paola Zuban concedió que hay una confusión generalizada que reduce el gasto público a los programas previstos en el área de Desarrollo Social o las erogaciones para los sueldos de los políticos.

Por otro lado, el documento alerta sobre la transversalidad etaria en el rechazo a los grandes consensos históricos sobre el funcionamiento del Estado. «La política debería prestar más atención a esta cuestión y a cómo
sus ideas se hacen presentes en las mayorías sociales», afirma, y pondera: «el liberalismo dejó de ser una curiosidad en el escenario político y es hoy una opción competitiva y que pisa fuerte».

No obstante, la encuesta recoge que la situación interna de Juntos por el Cambio impacta negativamente en su electorado. «No debería pasar desapercibido que desde marzo JXC ha sido la opción que más intención de
voto ha perdido. Las discusiones internas no resueltas y el desgaste constante de sus figuras benefician a la opciones libertarias directamente», vaticina.

 

También podés ver...

CABA: Desde UTE denuncian que el Gobierno porteño «presupuesta poco, pero a su vez se ejecuta poco»

El representante del gremio docente, Esteban Sottile, señaló que el gobierno de Rodríguez Larreta renueva "las veredas de las escuelas por lo menos cada seis meses pero puertas adentro la inversión no es tal".