Peregrinación de profetas

El presidente Alberto Fernández sigue acumulando millas en giras y encuentros con mandatarios de las principales potencias, llevando la voz y defendiendo los intereses de América latina y la Argentina en cada foro. | Por Fabián Waldman

“Cerrados al mundo”. Es la frase que más utiliza la oposición para desacreditar la política internacional de Alberto Fernández. Cuando faltan unas pocas horas para que culmine el encuentro en Alemania del G7, en su CV el Presidente podrá tachar de su listado de reuniones a los principales líderes mundiales. Esta nómina estará completa el próximo 25 de julio en Washington, cuando se reúna con el presidente norteamericano, Joe Biden.

Vladimir Putin (Rusia), unos días antes de la guerra; y Xi Jing Ping (China), en febrero; Pedro Sánchez (España), Olaf Scholf (Alemania) y Emmanuel Macrón (Francia) en marzo; Justin Trudeau (Canadá) en mayo; el primer ministro Indio, Narendra Modi, su par italiano Mario Draghi y el británico Boris Johnson ayer. También se vio con la titular de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen.

En Munich los encuentros del mandatario argentino fueron plataforma para que las palabras de la CELAC y Argentina estuvieran presentes frente a los países más poderosos del hemisferio occidental. Como lo habían adelantado en el trayecto hacia Europa, el titular del Ejecutivo se puso los dos sombreros, el de representante de América Latina y el Caribe y el de Jefe de Estado argentino.

Los lineamientos fundamentales fueron una reiteración, pero más detallada, de lo enunciado hace unos días en la IX Cumbre de las Américas en los Estados Unidos.

Primero, la necesidad urgente de culminar con la guerra entre Rusia y Ucrania, denunciando también el ataque ruso, que no afecta solo a Europa sino fundamentalmente al sur del globo, donde se encuentran los sectores más postergados.

En segundo lugar, el rediseño de la arquitectura financiera global con la posibilidad de nuevos giros de divisas desde organismos internacionales hacia los países más endeudados y afectados por las consecuencias de la pandemia del Covid 19 y la guerra. Los paraísos fiscales también fueron mencionados por Fernández, quien señaló que “generan infiernos sociales” y, de manera implícita, apoyó la ley impulsada por Cristina Fernández desde el Senado Nacional con la propuesta del Fondo para pagar al Fondo, que ya se encuentra en tratamiento en comisiones en Diputados.

“Hasta que no solucionemos este tema, no podremos avanzar en otras cuestiones”, le dijo Fernández a Johnson en la reunión solicitada por el británico y que se extendió 15 minutos más de lo pactado, durante media hora. La cuestión Malvinas, la necesidad de desmilitarizar el Atlántico Sur y el ofrecimiento de vuelos regulares hacia nuestro país desde las islas formaron parte de los temas que conversaron ambos mandatarios.

Asimismo, la inquietud por las inversiones estuvo muy presente. En particular, con el premier indio y con su par alemán. Fernández hizo hincapié en la posibilidad cierta de que Argentina sea un proveedor fiable tanto de alimentos como de energía. Y la necesidad de inversiones para poder avanzar aceleradamente en este último sentido. Luego del encuentro del canciller Santiago Cafiero en Nueva Delhi con Modi, donde se anunciaron compras de parte del país asiático por u$s 220.000.000, el Gobierno nacional aspira a destrabar u$s 550.000.00 adicionales de harina de soja para un mercado de 1.400.000.000 de habitantes.

El viernes pasado, el Presidente había participado de la cumbre de los BRICS, el grupo de países que incluye a Brasil, China, Rusia, India y Sudáfrica. Allí pidió la incorporación de Argentina al organismo.

De la cumbre del G7 participan, además de Alemania, Francia, Japón, Estados Unidos, Italia, Reino Unido, Canadá y Francia. Como invitados, asisten Sudáfrica, Indonesia, Senegal e India. Mientras que de manera virtual lo hace el presidente de Ucrania.

 

Nuevo Plan Marshall contra China

Biden anunció, en simultáneo con la cumbre, la creación de un fondo de u$s 600.000.000.000 para países en desarrollo, para discutir el espacio ocupado por China en los últimos años, y que sería implementado por el G7. Se denominará “Asociación mundial para las infraestructuras» (Partnership for Global Infrastructure) y deberá “suministrar infraestructuras de calidad sustentables».

El canciller Scholz señaló junto al estadounidense que el G7 «se dio como ambición hacer en el mundo una mejor oferta en materia de inversión en las infraestructuras», poniendo en duda la calidad y calificación de las inversiones Chinas.

Acusan a este país de realizar proyectos a través de préstamos poco ventajosos, o francamente peligrosos, que agravarán los problemas de endeudamiento de los países más vulnerables. Mencionaron a África subsahariana, América Central, el Sudeste asiático o Asia central como las zonas más afectadas por estas políticas.

Aunque las inversiones chinas en Argentina han estado en los momentos en que no podía Argentina acceder a otras fuentes de financiamiento, habrá que observar qué cariz toman las que actualmente se están realizando: las represas Kirchner y Cepernic o proyectos a los que solo les falta un gancho, como Atucha III.

 

Nadie es profeta en su tierra

Hace algunos meses y como resultado de la pandemia, desde Casa Rosada señalaban la necesidad de contactos reales y no virtuales con mandatarios de otras naciones. “Le falta sentarse a dialogar, fogonearse con sus pares. Néstor y Cristina lo pudieron hacer en su momento”, decían. Este objetivo se cumplió con creces durante este año y todavía esperan la reunión del Mercosur en Paraguay, el próximo 21 de julio, y la bilateral con Biden, el 25 del mismo mes. Será la frutilla del postre para la administración argentina.

La incorporación de Sergio Massa a la comitiva da continuidad al clima iniciado con su participación en el viaje a Los Ángeles, durante la Cumbre de las Américas. “Alberto Fernández lo quiere a su lado para la cita más importante del mundo”, indican sobre la reiterada presencia del tigrense cerca del Presidente. El titular de la Cámara de Diputados ya lo había adelantado en el brindis con los periodistas acreditados en el Congreso el 7 de junio. Además indican que  pedirle que lo acompañe es un hecho de gran significado político.

Y agregan que Massa “acompaña con lealtad”. Por un lado, institucional hacia la investidura Presidencial y, por otro lado, política al formar parte de la coalición. Para sus allegados, Massa emerge como un valor seguro y un activo importante del Frente de Todos, en momentos donde desde varios sectores reclaman la necesidad de “un acercamiento entre Alberto y Cristina”. Ministros, legisladores y gobernadores tratan de hacer de puente entre ambos sectores. Allí Massa hace equilibrio.

Todos vuelven “ganadores”, en principio, de Alemania. Fernández, por haber podido expresar la posición argentina y de la CELAC; Cafiero, porque pretende encuadrarse dentro de los “funcionarios que funcionan”; y Massa, por acreditar “cercanía” con el Presidente y saborear las mieles de las cumbres. En síntesis, regresan al pago chico con otro panorama.

Una delicada situación económica, con el dólar paralelo alcanzando su nivel récord el día que el Gobierno decidió ponerle un freno a las importaciones, mantiene en vilo a la coalición. Desde el Gobierno sostienen que es el resultado de los fondos que salieron de títulos públicos en estos días y una parte de ellos migraron hacia el mal llamado blue. En ese sentido, no termina de ser un ataque especulativo, que forma parte de la campaña del miedo de economistas del PRO, quienes señalan en privado y en público que defaultareán la deuda en pesos cuando sean gobierno. Y esta medida pone en alerta a los inversores que prefieren retirarse de ese ámbito. ¿Será esta una de las razones por las cuales Cristina Kirchner le pidió la reunión a Carlos Melconian?

En otro costado, la discusión por la situación social y la reformulación de los Potenciar Trabajo con el pedido de gobernadores e intendentes de sumarse a esa iniciativa. El enfrentamiento de La Cámpora con el Movimiento Evita y la postulación de la candidatura de Alberto Fernández para Presidente de parte del “Chino” Navarro uno de los referentes de esta organización está a tope.

Por último y no menos importante, una interna del Frente de Todos que no alcanza a satisfacer necesidades de unos y de otros, dejando a carne viva las diferencias internas a 16 meses de las elecciones y un número inflacionario de junio que no sería muy diferente al de mayo, según deslizó ayer Martín Guzmán en un reportaje radial.

También podés ver...

Carreras ilegales: con la presencia de Madres del Dolor, comenzó a debatirse el proyecto que modifica el Código Penal

Integrantes de la sociedad civil Madres del Dolor asistieron a la comisión de Legislación Penal, a fin de abordar modificaciones al Código Penal.