La Cancillería argentina llama a la Federación de Rusia a cesar las acciones militares en Ucrania

El Gobierno nacional emitió hoy un comunicado en el que reiteró su "firme rechazo al uso de la fuerza armada".

El Gobierno argentino reiteró hoy su «firme rechazo al uso de la fuerza armada» y llamó a Rusia a cesar las acciones militares en Ucrania.

«La República Argentina, fiel a los principios más esenciales de la convivencia internacional, hace su más firme rechazo al uso de la fuerza armada y lamenta profundamente la escalada de la situación generada en Ucrania», señaló la Cancillería a través de un comunicado de prensa dado a conocer esta mañana, cuyo contenido fue adelantado por la portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti, en su habitual conferencia de prensa de los jueves en Casa Rosada.

Rusia inició hoy una invasión a Ucrania con bombardeos en todo el país, y el presidente Vladimir Putin desestimó condenas y sanciones internacionales, en tanto advirtió que cualquier intento de intervención tendrá «consecuencias que nunca han visto».

En este sentido, ante el inicio de los bombardeos rusos en distintos puntos de Ucrania, el Gobierno argentino reafirmó que «las soluciones justas y duraderas sólo se alcanzan por medio del diálogo y compromisos mutuos que aseguren la esencial convivencia pacífica».

«Por ello, llama a la Federación de Rusia a cesar las acciones militares en Ucrania», agregó.

Asimismo desde Cancillería se planteó «la necesidad del pleno apego a todos los principios consagrados en la Carta de las Naciones Unidas, sin ambigüedades ni dando preeminencia a unos sobre otros, con pleno respeto del derecho internacional, a la soberanía de los estados y su integridad territorial, la solución pacífica de las controversias y el pleno y profundo respeto por los derechos humanos».

De esta manera, el Gobierno argentino «reafirma su compromiso y confianza en que puedan activarse para ello todos los mecanismos de la comunidad internacional, con activa participación de las Naciones Unidas».

«La intensificación de los vientos de guerra dificulta gravemente el objetivo impostergable de preservar la vida, es imprescindible que todos los involucrados actúen con la mayor prudencia y desescalar ya mismo el conflicto en todas sus aristas para garantizar la paz y la seguridad integral de todas las naciones», concluye el pronunciamiento del Gobierno nacional.

 

El comunicado de Cancillería:

La República Argentina, fiel a los principios más esenciales de la convivencia internacional, hace su más firme rechazo al uso de la fuerza armada y lamenta profundamente la escalada de la situación generada en Ucrania. Las soluciones justas y duraderas sólo se alcanzan por medio del diálogo y compromisos mutuos que aseguren la esencial convivencia pacífica. Por ello llama a la Federación de Rusia a cesar las acciones militares en Ucrania.
Reitera la necesidad del pleno apego a todos los principios consagrados en la Carta de las Naciones Unidas, sin ambigüedades ni dando preeminencia a unos sobre otros, con pleno respeto del derecho internacional, a la soberanía de los estados y su integridad territorial, la solución pacífica de las controversias y el pleno y profundo respeto por los derechos humanos. Reafirma su compromiso y confianza en que puedan activarse para ello todos los mecanismos de la comunidad internacional, con activa participación de las Naciones Unidas. La intensificación de los vientos de guerra dificulta gravemente el objetivo impostergable de preservar la vida, es imprescindible que todos los involucrados actúen con la mayor prudencia y desescalar ya mismo el conflicto en todas sus aristas para garantizar la paz y la seguridad integral de todas las naciones.

Fuente: Agencia Télam

También podés ver...

Nicolás Kreplak: «A nadie se le ocurriría cobrarle a los porteños» por internarse en la Provincia durante la pandemia

El Ministro de Salud bonaerense sostuvo que "hay gente que está en la política solamente para llamar la atención diciendo algunas maldades", en alusión a los legisladores porteños que firmaron un proyecto para que se cobre por la atención sanitaria a no residentes de CABA.