Eleonora Comelli: «Falta voluntad política hacia la danza»

La artista dijo que en el futuro habrá mucha necesidad "de la danza, de la presencia del cuerpo, de tocar". Pero también advirtió la precariedad que atraviesa a esa disciplina y que faltan políticas públicas que la sostengan.

La directora de artes escénicas, Eleonora Comelli, contó sobre sus inicios en el mundo de la danza, y también habló de su obra «Qué azul es ese mar» y cómo faltan políticas públicas fuertes para sostener una disciplina ya precarizada desde antes de la pandemia.

Comelli reveló que su vocación por la danza empezó «no tan chica».

«Tenía una tía abuela que era milonguera. Siempre ponía sus discos. Y yo a los 16 arranco primero con flamenco y, rápidamente, me paso al tango y de ahí no me moví más, me enganchó un montón».

No obstante, dijo que nunca se sintió demasiado cómoda con la exposición.

«A mí me gusta estar del otro lado», reveló Comelli, y también desestimó el mito de que la danza es un lenguaje cerrado y que no se entiende.

De hecho, consideró que se trata de una disciplina «muy primitiva, la primera forma de expresarse. Lo que pasa es que después la razón y el intelecto quieren invadirlo. Pero me parece que es la primera conexión con el lenguaje físico y es muy primitiva».

 

Qué azul que es ese mar 

En otro tramo de la entrevista, a la artista se le preguntó por ese espectáculo, estrenado en 2014 y que se realizó hasta 2020, antes de las restricciones por la pandemia.

Al respecto, comentó que la obra «trata del paso del tiempo en el cuerpo, en donde hay dos personajes, que son una pareja de hombre y mujer. Cada personaje está interpretado por dos intérpretes, uno joven y uno viejo. Entonces, hay todo un juego temporal en relación con esa pareja».

«El cuerpo se expresa desde que nace hasta que muere», aseguró.

 

El porvenir de la danza

Al ser consultada sobre ese tema, vislumbró que habrá mucha necesidad «de la presencia del cuerpo, de tocar, de poder estar con otro, otra».

«Es una necesidad que va a estar, pero está difícil porque la danza es muy precarizada y con esta situación de pandemia se fue a pique», para lo cual deberán impulsarse políticas públicas que sostengan y que gestionen.

Comelli, además, mencionó las agrupaciones Movimiento Federal de Danza (MFD) y Frente de Emergencia de la Danza (FED), que pugnan por una la Ley Nacional de Danza.

«Falta una voluntad política hacia la danza que es muy necesaria. Es súper federal y hay mucha actividad, mucha gente baila todo tipo de danza», completó.

Fuente: Cosa de Negros – FM La Patriada.

También podés ver...

Julieta Grinspan: «Como artistas nuestra intención es poder desnaturalizar aquello que se percibe como natural»

La actriz y docente compartió su experiencia con la obra del dramaturgo alemán Bertolt Brecht y se refirió al teatro como un espacio de debate sobre nuestra sociedad.