El peronismo cordobés respetará la boleta corta y acompañará a Alberto y a Cristina

Así lo aseguró Carlos Caserio, presidente del PJ cordobés, ante la visita del presidente Mauricio Macri a la provincia de Córdoba, la cual fue clave para su triunfo en 2015, y la cena que tiene prevista con el gobernador, Juan Schiaretti. Para el dirigente, además, la fórmula Fernández-Fernández es mucho más fuerte que la de Scioli-Zannini de 2015, y se mostró confiado, entonces, de que el justicialismo haga una buena elección.

Sobre la reunión entre Macri y Schiaretti, el también jefe del bloque de senadores justicialistas aseguró que "el peronismo prácticamente en su conjunto va a votar la boleta corta que pidió el gobernador, pero también va a acompañar" la fórmula de Alberto Fernández y Cristina Fernández. 

En cuanto a la visita del presidente argentino, descartó dar una opinión porque es algo que, dijo, se da en un marco institucional.

"Es una visita más institucional del presidente, que evidentemente tiene una buena relación con el gobernador, pero nunca el gobernador se ha identificado con esta lista ni tampoco ha manifestado su preferencia. Sí ha dicho que él no va a anunciar su voto, no sé si nunca o por ahora", declaró.

Con respecto a la afinidad entre Schiaretti y Macri, para Caserio "hay una afinidad institucional y estimo que también es personal; un presidente y un gobernador que tienen buen trato, que se hablan, que hay una relación, que fue uno de los grandes déficit que tuvimos en la gestión anterior, el trato no fue bueno y toda esta buena onda no existía". 

Sin embargo, a juicio del jefe del PJ cordobés eso no quiere decir que el gobernador de Córdoba se "incline para uno o para otro".

En lo específico de la figura de Schiaretti, Caserio sostuvo que "él ya definió su estilo y nosotros, una gran parte del peronismo cordobés, definimos otro, que es vamos a tener la boleta corta, vamos a respetar esa idea, es un poco tradición e historia de Córdoba, pero vamos a acompañar a Alberto Fernández y a Cristina".

Al ser consultado, por otra parte, sobre una declaración suya que le atribuyó La Política Online, sobre que "Schiaretti se enoja, pero los peronistas cordobeses van a trabajar para Alberto", dijo que "no hay que alentar este tipo de cosas".

"Hay que respetar la decisión de Schiaretti; a veces los gobernadores dicen 'yo no voto a nadie' y en el fondo están esperando que el resto del peronismo, de su fuerza política diga 'yo tampoco'", afirmó.

"Pero bueno, esto es como es. Yo, personalmente, mi decisión está basada en que nosotros no podemos no tener compromisos y que Argentina nos necesita", aseveró.

Y en cuanto a la posibilidad de que el escenario electoral en Córdoba sea diferente al de 2015, cuando resultó decisivo para el triunfo de Cambiemos, manifestó: "No tengo dudas".

"Veo dos diferencias notables. Primero en la fórmula, la fórmula Alberto Fernández-Cristina Fernández yo la veo mucho más fuerte que la fórmula que en su momento" fue la de Daniel Scioli y Carlos Zannini, quien era "mala palabra" para nosotros en Córdoba.

Entonces, según Caserio, "esta fórmula es mucho más fuerte, Alberto no provoca irritación y Cristina no es la misma" que en 2015, porque está más tranquila y "en un segundo término".

Con respecto a la segunda cuestión, Caserio marcó que "la realidad es otra y que esta vez el peronismo va a hacer buena elección en Córdoba".

Por otra parte, remarcó que el gobernador de Córdoba tratará de llevarse bien "con el que gane, como todos los gobernadores. Es razonable que sea así".

Fuente: Salvemos Kamchatka - FM La Patriada.

También podés ver...

Segunda ola: se registraron 687 personas fallecidas en las últimas 24 horas

El Ministerio de Salud informó 21.292 nuevos casos y sigue la preocupación por la disponibilidad de camas en el AMBA, que cuenta con una ocupación del 75.1%.

Show Buttons
Hide Buttons