Ariel Burtoli: «La oposición reclama más republicanismo y después defienden a gente acusada de estafar al Estado»

El Concejal quilmeño se refirió a la causa que investiga el robo de caños valuados en 2400 millones de pesos que se encontraron en un depósito habilitado por Ignacio Chiodo, cabeza de lista de Juntos en Quilmes.

El jefe del bloque del Frente de Todos en el Concejo Deliberante de Quilmes, Ariel Burtoli, se refirió a la investigación que lleva adelante la Justicia de Salta por el robo de caños valuados en 2400 millones de pesos que fueron encontrados en un depósito de la empresa quilmeña Presol, causa por la que ya está imputado el empresario Matías Rossi, y que impacta directamente sobre Ignacio Chiodo -candidato a primer concejal de Cambiemos en Quilmes- y abogado defensor de Rossi.

Burtoli aseguró que la empresa Presol firmó «una habilitación con el municipio (de Quilmes) absolutamente irregular» a cuatro días de cerrar la gestión del exintendente de esa localidad, Martiniano Molina. «Todo un escándalo fue la firma de esta habilitación que se firma el 5 de diciembre de 2019, cuatro días antes de irse la anterior gestión».

En los últimos días fue detenido Adrián Vera uno de los principales ejecutores del saqueo de la obra. En 2017 Vera habría pagado una camioneta con un cheque expedido a nombre de una empresa que tenía solvencia, pero al concurrir a la entidad bancaria para cobrarlo, la cuenta había sido cerrada. Esa camioneta sería la que se habría utilizado en el robo de los caños.  Además, el empresario de Quilmes, Matías Rossi, fue imputado en esta causa por los delitos de robo agravado y fraude a la administración pública por presunta participación en la sustracción de, al menos, 52 caños valuados en 2400 millones de pesos.

El concejal que encabeza la lista de Juntos en Quilmes, Ignacio Chiodo, es hoy el abogado defensor de Rossi y, además, fue quien firmó la habilitación a Rossi para ubicar en un predio de la firma Presol los caños robados que tienen el número de serie limado. «Están de los dos lados del mostrador», señaló Burtoli en diálogo con FM La Patriada.

El jefe del bloque del Frente de Todos en el Concejo Deliberante de la localidad que gestiona Mayra Mendoza dijo que se trata de un «escándalo» que atraviesa «la lógica de cómo funcionó la gestión de Juntos por el Cambio en provincia de Buenos Aires y en la gestión nacional». «No solamente hay un concejal que encabeza la lista de Juntos acá en Quilmes sino que esto es parte de un modus operandi de cómo funcionaba la gestión macrista», opinó.

En ese sentido, agregó: «La oposición es la que reclama más republicanismo y después defienden a gente que está acusada de estafar al Estado».

Además, Burtoli contó que desde el oficialismo del Concejo Deliberante quilmeño pidió la renuncia de Chiodo dado que según los votos tendría altas chances de renovar su banca. «Chiodo debería renunciar hasta que esto se aclare. Debería pedir licencia», dijo Burtoli.

Sobre el control de precios en el municipio del sur del conurbano bonaerense, Burtoli dijo que «está funcionando muy bien» y contó que «la mayoría de los funcionarios estuvieron controlando precios» en los últimos días. «Creemos que es fundamental que los precios se mantengan estables para el poder adquisitivo de la gente en general y sobre todo de los que menos tienen».

Además, se refirió a la campaña de cara a las elecciones legislativas del próximo 14 de noviembre y dijo: «Estamos trabajando como lo hacemos habitualmente. Lo nuestro es el cara a cara con los vecinos. No contamos con el beneficio de los grandes medios y el monstruo de redes sociales» y agregó: «Nuestra campaña es bastante diferente a la de la oposición que cuenta con una parafernalia impresionante».

Fuente: Tengo lo Tuyo – FM La Patriada

También podés ver...

Patricio Escobar: la masacre de Avellaneda «fue una orden política y la justicia no hizo nada en estos 20 años»

El director del documental "La crisis causó dos nuevas muertes", estrenará mañana en la estación Darío y Maxi un corto con testimonios de Felipe Solá y otros responsables políticos, a 20 años de los asesinatos de Kosteki y Santillán.