Home / La Gaceta / Libertad de empresa

Libertad de empresa

Diego de Charras, Director de la carrera de Comunicación (UBA), advierte sobre el deterioro de las condiciones para el ejercicio de la libertad de expresión en Argentina; la concentración de la pauta publicitaria y el aumento de las ganancias de empresas mediáticas, mientras se destruyen miles de puestos de trabajo para los profesionales de la comunicación.

Por Diego de Charras*

El pasado 31 de marzo el presidente Mauricio Macri expresó a través de su cuenta de twitter: “La Argentina tiene la más amplia libertad de prensa de su historia”. Sus palabras fueron coincidentes con los términos vertidos en una nueva reunión de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), la cámara que reúne a las principales compañías mediáticas del continente.

El primer mandatario continuó: “Hoy en Argentina la libertad es absoluta. Es tan grande que se volvió transparente”.La idea de libertad siempre se ha visto tensionada por la noción de igualdad como base necesaria para el ejercicio de derechos. En este caso, hablar de libertad absoluta sólo puede referir a las empresas. Según datos del Sindicato de Prensa de Buenos Aires, en los últimos 3 años hubo más de 3500 despidos o pérdidas de empleo en el sector.

Los miles de despidos y retiros voluntarios inducidos de los trabajadores y trabajadoras de prensa, el cierre de medios históricos como la agencia DyN, el vaciamiento de medios públicos como Radio Nacional, la agencia pública Télam o las plantas impresoras como AGR han estado prácticamente ausentes de la agenda de los medios concentrados comerciales. Sólo desde el inicio de 2019 ya asistimos a despidos en Editorial Atlántida, Telefé, Clarín y el cierre de la histórica Radio El Mundo. Entonces se trata de una libertad para unos pocos que cada día van siendo menos, la igualdad te la debo.

Luego el presidente agregó: “Nunca antes se gastó menos plata en pauta publicitaria que en este gobierno”. La afirmación oculta que durante el periodo macrista más de 1400 millones de pauta fue a manos del grupo Clarín. Si a ello le sumamos la autorización de fusión de Cablevisión y Telecom, podemos entender la felicidad empresaria representada por la SIP y el gobierno.

Lo que no podemos aceptar es que se hable de la mayor libertad de expresión mientras las trabajadoras y los trabajadores de prensa sufren el mayor ataque al empleo que se recuerde.

*Director de la Carrera de Ciencias de la Comunicación, Universidad de Buenos Aires

También podés ver...

Las ciudades y el cine, o metrópolis tocadas por la magia cinematográfica

La Patriada conversa con María Zacco, la autora de Las ciudades y el cine. Y toma algunos apuntes de la escritura de la periodista, quien busca el hilo que une a urbes como Buenos Aires, Nueva York, Roma o Tokio con el cine, en un libro en el que la historia y la política atraviesan a personajes que deambulan en taxis, terrazas, hoteles, callejones, fuentes, escombros o suburbios. Bullicios urbanos captados por el cine; ciudades tocadas, en sus fibras íntimas, por películas también decisivas para ensayar sentidos.